Noviembre, Santos, difuntos y la esperanza cristiana

martes, 27 de noviembre de 2012


El día 1 de Noviembre, tuvo lugar en todas nuestras parroquias la misa de Todos los Santos y la visita y oración a los cementerios por nuestros seres queridos. Es esta una fiesta muy arraigada entre nosotros, y a nuestros pequeños pueblos, aprovechando el puente, vinieron muchos hijos del pueblo residentes fuera de el, para hacer familia y en jornada tan significativa, rezar por los nuestros. 
El día acompaño por lo menos por la mañana, aunque la tarde fue diferente y en Coca se tuvo la misa en la Iglesia y después fuimos al cementerio a rezar los responsos correspondientes. Ciertamente nuestras iglesias ese día estuvieron llenas de fieles y conviene felicitarnos por esa fidelidad a la hora de responder a llamadas como esta. 
A los adultos corresponde aprovechar este día para explicar a las jóvenes generaciones fecha tan familiar y entrañable, algo que si hicieron en su día nuestros padres por nosotros. Los hijos de hoy lo tienen un tanto más difícil y fiestas como la de Todos los Santos y fieles difuntos quedan relegadas por otras mucho más divertidas, paganas y consumistas, perdiendo así la oportunidad de seguir creciendo y profundizando en nuestra fe y me atrevería a decir también humanidad (si por muy humano se entiende recordar agradecidos no solo hoy sino siempre a nuestros antepasados). 

Ahí os dejo con algunos momentos de la ceremonia de todos los Santos y cementerios en nuestras parroquias: